• Patricia Miranda Castro, de la FES Cuautitlán de la UNAM, lo elaboran a partir del quitosán, un derivado de la quitina, con propiedades antibacterianas, antivirales y antimicóticas
• El quitosán permite introducir fármacos en el cuerpo sin necesidad de una incisión; una vez en el interior, se degrada lentamente y libera, poco a poco, el medicamento

A partir de un derivado de la quitina, conocido como quitosán, Patricia Miranda Castro, responsable del Laboratorio de Biotecnología de la Facultad de Estudios Superiores (FES) Cuautitlán, y un grupo de estudiantes, desarrollan un termogel para liberar fármacos de manera continua y prolongada, o introducir células en el cuerpo mediante una inyección.

¿Te quedaste picado? Termina de leer la nota aquí. . .